El número de egresados en Química es coherente con la demanda del mercado laboral

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Formacion
Visualizaciones del artículo Leído  949  veces

Según el estudio elaborado por la Conferencia Española de Decanos de Química, tras la finalización los estudios en Química, un 80% de estudiantes accede al mercado laboral inmediatamente aunque solo el 25% tiene un contrato estable

El número de egresados en Química es coherente con la demanda del mercado laboral

Durante el acto oficial de celebración del Día de la Química 2021, la Conferencia Española de Decanos de Química presentóel informe sobre el estado de los estudios titulado Química en la Universidad Española que ofrece un retrato completo del estado de la situación del grado por primera vez en España.

El estudio que representa la práctica totalidad del universo químico universitario actual –han participado un total de 36 de los 37 Centros en los que se imparten las enseñanzas de Graduado/a en Química–, ofrece datos muy significativos de los estudios de Química en la Universidad. Entre ellos, el estudio ofrece datos sobre matriculados (15.175), egresados (2.196) y nuevas plazas ofrecidas en el Grado en Química a nivel nacional (4.476) disgregados por géneros, donde la presencia de mujeres se sitúa en torno al 54% de todas las facultades; centros con sello de Calidad Europeo Eurobachelor (10), ratio de continuidad con formación de masters para nuevos graduados (+70%), entre otros.

Asimismo, el estudio arroja información valiosa respecto al egreso y empleabilidad de los estudiantes. El número de egresados que encuentra su primer empleo tras su formación es considerable puesto que el 80% acceden al mercado laboral tras finalizar sus estudios y el 60% encuentra su primer empleo antes de los 6 meses tras concluir estos. Del total de empleados, el 95% ejercen actividades laborales en diferentes entidades públicas o privadas, mientras que el resto ejercen la profesión por cuenta propia. A su vez, el 65% ejercen su trabajo en actividades relacionadas con el campo de la profesión de Químico/a aunque solamente el 25% tienen un contrato estable. Respecto a la retribución salarial, el sueldo medio de los recién titulados oscilan entre los 1.200 y 1.500 € netos mensuales.

Más allá de esa radiografía de los estudios de química y su continuidad académica y profesional, el estudio proyecta los retos a los que debe responder la universidad en el futuro próximo. Entre sus conclusiones, se identifica la necesidad de formar profesionales que lideren la comunicación científica, capaces de comunicar de forma sencilla y rigurosa nuestra Ciencia. También se considera necesaria la lucha contra la “quimifobia” y las fake news, resaltando las bondades de la Química, la actualización de la formación en competencias transversales/personales y soft skills, como: la resiliencia, el compromiso, la flexibilidad, la mentalidad de crecimiento, el aprendizaje constante e independiente y la creatividad, entre otras.

Paralelamente, del estudio se desprende, según la Conferencia de Decanos de Químicas, la recomendación de aumentar los contenidos de criterio científico, emprendimiento, gestión y transferencia, sumamente importantes de cara al futuro próximo. También incluir enfoques interdisciplinares en las enseñanzas de grado y demostrar que “La Química no es estanca”; facilitar el aprendizaje a lo largo de toda la vida, ofertando acciones de formación continua para egresados, en colaboración con la empresa química; potenciar las prácticas externas y los Doctorados Industriales y dinamizar sus actuaciones ante los retos que demanda la sociedad.

Tras la presentación del estudio, se celebró una mesa debate para analizar sus conclusiones que contó con la participación de Manuel Chicharro, presidente de la Conferencia Española de Decanos de Química; Francisco Gracia, responsable de I+D de la actividad de química básica de Ercros; Irene V. Ara, coordinadora del Grado en Química por la Universidad de Zaragoza; Sara Elmansuri, vicepresidenta de la Asociación Sectorial de Estudiantes de Química, e Inés Sebastián, egresada en Química. Los participantes en el debate han coincidido en que para incentivar las vocaciones en Química hay que enfocarse en los estudios de secundaria e incluso anteriores. Las representantes estudiantiles han reclamado mejores métodos de recompensa para esta carrera que requiere mucha dedicación y compromiso, así como incentivar la experiencia del método científico (más práctica y experiencia) y repensar si los sueldos de acceso son adecuados, aunque el representante de empresa destacaba la estabilidad del empleo y su proyección a futuro.