El CEO, figura clave para la transformación digital en la era COVID

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Eventos y Ferias
Visualizaciones del artículo Leído  587  veces

Más de 300 profesionales asistieron al primer Nunsys Day Virtual Experience donde 15 altos ejecutivos de la industria española desvelaron sus estrategias de transformación digital

El CEO, figura clave para la transformación digital en la era COVID

En su afán por colaborar activamente en la recuperación económica del mercado a través de la tecnología, la compañía tecnológica Nunsys celebró en el día de ayer su primer Nunsys Day Virtual Experience, un programa  que reune a empresas, fabricantes de tecnología, entidades y administraciones públicas, para compartir y aprender sobre los últimos avances en soluciones tecnológicas de vanguardia.

La iniciativa dirigida a profesionales, se estrenó con una edición dedicada a la Industria: hasta 15 altos ejecutivos pertenecientes a compañías industriales referentes en su sector se dieron cita para “explicar sus estrategias de transformación digital y los beneficios que les han reportado”, indica Roberto Milán, Director de Transformación Digital e Industria de Nunsys.

La ponencia inaugural estuvo a cargo de David Pozo, Director de Digital Industries y CEO de Process Automation de Siemens, compañía que lleva más de dos décadas apostando por la digitalización industria consiguiendo “simular procesos o productos físicos en el mundo virtual para optimizar y garantizar la máxima calidad”. La implementación de estas tecnologías debe estar “alineada con las capacidades de los trabajadores y ser específica para el área en que se desempeñan”, explicó Ricardo García, Director de Operational Excellence de Renault-Nissan Consulting. El carácter indispensable de algunos de los servicios que presta la industria para el bienestar social, hace que la ciberseguridad sea vital para evitar vulnerabilidades en la Seguridad de Infraestructuras Críticas (ICS) “al tratarse en muchos casos de activos vulnerables, con sistemas operativos anticuados que carecen de seguridad incorporada”, advertía Sergio Romaniega, Channel Security Engineer de Check Point.

Diversas compañías industriales quisieron participar compartiendo sus experiencias en torno a la transformación digital. Néstor Rodríguez, Continuous Improvement Manager de NSG Pilkington, detalló cómo la visión artificial ha mejorado la rentabilidad de su producción de vidrios para automoción gracias a la “detección temprana de errores de fabricación durante el propio proceso productivo”. La puesta en valor “del dato” centró la intervención de Jesús Fernandez, Director de Desarrollo Corporativo y Transformación Digital en el fabricante de componentes de automoción Fagor Ederlan, quien afirmó que “una empresa digital debe ser sinónimo de una empresa data driven”. Por su parte Rafael Aldana, Jefe de Proyecto de Transformación Digital de Incarlopsa, destacó la necesidad de contar con “el análisis de una consultora externa frente a la visión sesgada que podamos tener de nuestra propia casa”.

La tecnología en el área de Operaciones

La agenda del evento incluyó la celebración de dos mesas redondas. Bajo el título ‘El proceso de Digitalización en el área de Operaciones’, la primera de ellas estuvo moderada por Marta Fajardo, directora del programa ‘A Golpe de Bit’ de RNE.

Ante el desafío tecnológico que ha supuesto la crisis sanitaria, José Cipriano Tejedor, Plant Manager de Cerealto Siro Foods, reconoció que “este ha sido el momento de los valientes: o dabas el paso de invertir en digitalización, o te quedabas fuera del mercado”. La compañía cuenta con el centro I+DEA, un laboratorio de alimentos que utiliza Inteligencia Artificial para analizar lo que sus clientes van a demandar, desarrollando ya 200 productos al año.

Aunque reconoció que “sin la tecnología, no habría sido posible que las fábricas continuáramos trabajando durante esos pasados meses”, para Alberto España, Chief Digital Officer de Grupo Segura, la clave de la revolución que supone esta transformación digital de las empresas “no es la tecnología en sí, sino la capacidad de adoptarla y el uso que las personas hagamos de ella, porque el componente humano es insustituible”. A esta misma realidad se refería Ramón Debón, Gerente de Operaciones de Colorker, con el concepto de “sincronizar velocidades” entre la capacidad tecnológica de los procesos y de las personas. Algo que desde el fabricante cerámico están llevando a cabo con su proyecto ‘Cebra’ (abreviatura del inglés Ceramic Brain), consistente en otorgar un código de identificación único a cada baldosa para localizar el fallo de fabricación en caso de resultar defectuosa.

Como compañía logística con una plantilla de 3.600 personas y 2.600 vehículos para el transporte de mercancías en turnos 24/7, Acotral ha desplegado recientemente un ambicioso proyecto de ciberseguridad “que nos evite cualquier parada provocada por brechas o ciberataques”, explicó Emilio Arenas, Chief Information Officer de la compañía.

Los CEO’s frente a la digitalización

El segundo panel, moderado por Sergio Alonso, Editor Jefe de Nuevas Tecnologías de Europa Press, estuvo dedicado a la figura del CEO como clave de la Transformación Digital. “Los CEO’s debemos dar ejemplo en el proceso de transformación digital”, afirmaba con rotundidad Rafael Juan, CEO de Vicky Foods. “Debemos favorecer la cultura del cambio con la máxima rapidez, en nuestro caso poniendo el foco en el consumidor”. En este sentido, el grupo de alimentación lanzó el año pasado una plataforma de cocreación en la que sus consumidores contribuyen en la ideación de nuevos productos.

José Luís Herrero, Managing Director de Gamesa Energy Transmissions, apuntó a la competitividad como “el elemento tractor, no sólo de la digitalización, sino de la innovación”. Herrero opinó que estado de la industria española no tiene nada que envidiar a otros países en lo que respecta a las infraestructuras, aunque no así en lo referente al ecosistema: “Tenemos buenos implantadores pero hay escasez de productos propios, lo que supone al mismo tiempo una gran oportunidad”, que debería ser aprovechada por el talento que emerge de las facultades y carreras técnicas. “La sinergia entre empresa y universidad es muy positiva, porque cuesta encontrar perfiles preparados”, opinaba Aurelio Tornero, Director General de Fabricación de RNB. El laboratorio cosmético, que utiliza Big Data a través de la sensorización o la Visión Artificial para sus controles de calidad, ve indispensable “revalorizar el talento interno para que el enfoque sea que la tecnología viene a ayudarnos, no a reemplazarnos”.

Rafael Tomás, CEO de Istobal, secundaba esta idea al afirmar que “debemos enseñar a nuestras plantillas a usar bien la tecnología para que puedan obtener todo lo que puede aportarnos”. Aunque durante sus 45 años de historia se han mantenido al ritmo de los avances tecnológicos, Tomás reconocía que “hace un par de año fuimos conscientes de la importancia que tiene aplicar la tecnología a nuestro producto para seguir siendo líderes”.