infoPLC ++ / Tecnología / Blockchain para industria (II): su aplicación en fábrica y servicios

Blockchain para industria (II): su aplicación en fábrica y servicios


¿De qué manera se puede aplicar el blockchain en la industria? En esta segunda crónica ahondamos en usos específicos y reales en los que el blockchain despliega todo su potencial para la gestión de procesos productivos e instalaciones.

Blockchain Application Blockchain Application

Como se ahondaba en la primera parte de este análisis, las características de blockchain lo hacen un candidato ideal para ofrecer una elegante solución como base de datos, distribuida y escalable, en la que varios actores independientes tienen acceso de forma confiable. En síntesis, por un lado, se establecen registros compartidos e inmutables para todas las transacciones que se desarrollan dentro de la red y, por el otro, se proporciona un alto nivel de seguridad y transparencia. No obstante, conviene advertir que blockchain no sirve para todo, pero sí que beneficia ciertas aplicaciones, algunas de las cuales vamos a comentar.

Con blockchain pueden digitalizarse procesos de comercio y colaboración global, con un control y consentimiento en el flujo de información, lo que permite a los participantes colaborar y establecer una vista única compartida de la operación, sin por ello comprometer detalles de privacidad o confidencialidad que desean proteger. Obviamente, uno de los atractivos inherentes a blockchain es el potencial de eliminar intermediarios y, por consiguiente, reducir el coste de la actividad.

Las criptomonedas son una de las aplicaciones de blockchain más extendidas. Sin embargo, en el presente artículo nos centraremos en la descripción de implantaciones en otras actividades y sectores, con especial atención a los industriales y de servicios.

Cadena de suministro

Una aplicación clara de blockchain está en la logística, para contribuir a que aumente la eficiencia de la cadena de suministro. En este sentido, el pasado mes de enero, Maersk e IBM anunciaron una joint venture para digitalizar completamente la cadena de suministro con tecnología basada en blockchain (end to end). Se trata de una plataforma abierta para incorporar a terceros, ya sean compañías logísticas o financieras, entre otras.

Para poner en perspectiva la importancia de esta iniciativa, basta decir que la danesa Maersk es la empresa de transporte de contenedores mayor del mundo, con una flota que supera ampliamente los 600 buques. En ruta, un barco portacontenedores en ruta puede estar asociado con varios miles de documentos, como son certificados de origen, listas de bultos, pólizas de seguro, certificados sanitarios, letras de crédito, etc. Los que se dedican a esto, conocen de primera mano el calibre de burocracia, coste y esfuerzo asociado.

Propuesta blockchain de Maersk e IBM para la digitalización completa de la cadena de suministro

Según algunos analistas, el coste administrativo de estos documentos puede representar hasta un 20% del envío de la mercancía. Por ejemplo, una expedición de aguacates desde Mombasa a Rotterdam, puede requerir más de 200 comunicaciones que involucran hasta 30 actores distintos. Un contrato inteligente podría incluir toda la documentación necesaria y activar las operaciones y el pago de forma automática, a medida que las condiciones preestablecidas se vayan produciendo.

Otra iniciativa de calibre está relacionada con una filial logística de Samsung, que prevé en 2018 enviar cerca de 500,000 toneladas de carga aérea y hasta un 1 millón de contenedores. Se plantean utilizar un sistema de contabilidad distribuida blockchain para rastrear los envíos internacionales.

En la cadena de suministro se vislumbran otras aplicaciones que pueden extenderse a fabricantes de automóviles y aeronaves, por ejemplo. A partir de aquí, la completa integración del blockchain con un ERP no queda muy lejos.

Desarrollo y ejecución de proyectos

Otra vía de aplicación está en el desarrollo y ejecución de grandes proyectos de construcción e ingeniería. La tecnología de blockchain puede dar alas a la automatización y agilización para ciertos cuellos de botella y fuentes de bloqueo que aparecen en los distintos procesos de un proyecto, especialmente debidos a causas burocráticas y de seguridad. Esto beneficiará a todos los partners que participan en el proyecto, sin necesidad de que tengan relación entre ellos.

IoT y Energía

Con el despliegue del IoT y la inteligencia artificial, las opciones de utilizar blockchain se multiplican. Por ejemplo, IBM ofrece más de 44.000 líneas de código abierto al Proyecto Hyperledger, con el objetivo de aumentar la colaboración con Watson y el despliegue IoT.

Solución para la gestión energética en un barrio, basada en blockchain e IoT (LO3 Energy).

Una posibilidad interesante a nivel industrial está en el campo de la energía. En este contexto, la compañía americana LO3 Energy propone un sistema basado en blockchain e IoT para facilitar que una comunidad o vecindad de usuarios se conviertan en prosumers, es decir, consuman y produzcan energía de distintas fuentes y dispositivos a nivel local. La idea de LO3 Energy va asociada a las microgrids y contempla la utilización conjunta de smart meters y teléfonos móviles, entre otros dispositivos; el usuario puede ver y decidir cuáles son sus suministradores de energía (otros prosumers, otras redes externas, etc), fuentes de energía (solar, eólica, etc), distribuir su factura con relación a distintos condicionantes o bien conseguir créditos o tokens por su producción particular, entre otras posibilidades. La empresa ya tiene un proyecto en marcha en el barrio de Brooklyn (Nueva York). Hay más iniciativas que se están desarrollando en este ámbito por parte de distintas empresas.

Banca y seguros

Otras aplicaciones blockchain que están proliferando son en el sector bancario y el fintech. Entidades como Barclays o Santander utilizan y efectúan pruebas piloto con blockchain en distintos escenarios. Hay muchas posibilidades: se pueden hacer transacciones de pago, gestión de préstamos, tramitación de remesas o implantar sistemas de soporte para backoffice (verificación de blanqueo de dinero u otras funciones administrativas, por ejemplo).

En este contexto, la tecnología blockchain es extensible hacia aplicaciones en el sector de seguros y el crowdfounding, eliminando o reduciendo el peso de los intermediarios. También es interesante destacar el interés de distintos Bancos Centrales en el blockchain, tanto a nivel de garantizar la seguridad de los individuos e instituciones, como la de utilizar esta tecnología alineada con actividades en que son competentes. En este sentido, el Banco de Inglaterra ha sido un pionero en analizar las posibilidades de blockchain y tiene auténticos expertos en esta materia, por citar una institución relevante en este ámbito.

Movilidad

Otras aplicaciones candidatas a utilizar la cadena de bloques son las de movilidad y transporte. Por ejemplo, Innogy es una firma alemana, con tecnología blockchain, que pretende cubrir ciertas necesidades de este sector.

Aplicación blockchain para movilidad (Innogy)

Si pensamos en los futuros vehículos autónomos, podrán autogestionar con blockchain sus transacciones externas de forma automática (pago de parking y peajes, pago de combustible, cobro a pasajeros, etc). Cuando la carga de su batería esté baja, estos vehículos podrán utilizar smart contracts para participar, sobre la marcha, en una subasta de combustible en tiempo real, con aquellas electrogasolineras que se encuentren en su radio de alcance; se tratará de elegir la que ofrezca mejor opción en coste por vatio y quedar a una hora programada para la carga.

Ciencias de la salud y farmacia

En ciencias de la salud y farmacia ya se comienzan a realizar pruebas piloto para ensayos clínicos, conseguir aumentar la eficiencia y transparencia de ciertas operaciones. Otras posibilidades se enfocan a la mitigación del fraude en medicamentos. En este sentido, la plataforma Frama Trust intenta combatir y eliminar posibles copias de medicamentos. Una alternativa atractiva consistirá en almacenar información e historias clínicas, con acceso exclusivo para personas autorizadas, algo que simplificará muchas operaciones. La norteamericana Gem propone una plataforma en este sentido.

Por el momento, estas aplicaciones se enfrentan a altas barreras administrativas, propias de la industria de la salud, pero no dejan de ser las pioneras de una posible tendencia a muy largo plazo en este sector.

Gobernabilidad

En el marco gubernamental, blockchain puede contribuir sensiblemente a la disminución de la carga burocrática y a mejorar la experiencia de los ciudadanos con las administraciones. En este sentido, hay países como Estonia o Georgia que ya tienen muy avanzada la digitalización de sus gobiernos. Otro país que recientemente se ha posicionado con este planteamiento es Dubai, anunciando que en el 2020 la mayoría de sus documentos quedarán almacenados de forma segura con blockchain.

También hay buenas perspectivas para instituciones relacionadas con el registro de la propiedad y el catastro; ya se están llevando a cabo pruebas en Suecia, México, Brasil o Georgia, entre otros países. La compañía americana Ubitquity es una de las pioneras en esta materia. La opción de gestionar impuestos vía blockchain también resulta atractiva, especialmente para países con poca infraestructura y necesidad imperiosa de disminuir el fraude.

Además, hay iniciativas e-notary para el desarrollo de contratos de compra-venta de activos, con documentos que incluyan toda la información relevante. Otra opción de interés está en proporcionar mecanismos para el ejercicio de voto en procesos electorales, tanto a nivel de emisión del propio voto como de la autentificación de la identidad del ciudadano.

En otro ámbito de soluciones, la gestión del reciclaje y desperdicios también está en el punto de mira de blockchain, aumentando la trazabilidad y transparencia de estas operaciones. La lista de aplicaciones no se acaba aquí. Hay muchas actividades diversas que pueden verse beneficiadas en el futuro. Por ejemplo, la distribución de música y derechos de autor, con la eliminación de intermediarios, promete ser otra disrupción más en este sector. Compañías como Mycelia o Ujo Music son pioneras en esta dirección.

En definitiva, el blockchain parece que ha llegado para quedarse. Promete ser un aliado en ciertas iniciativas y actividades relacionadas con la Industria 4.0 y el IoT, además de ser un buen candidato para asociarse con el Digital Twin y acompañar durante el ciclo de vida completo a un producto o servicio en determinadas circunstancias y aplicaciones.