infoPLC ++ / Empresas / Entrevistas / "En Comexi Group ya estamos inmersos en la transformación digital, integrando la Industria 4.0"

Entrevistamos a

Jordi Sahun

Chief Innovation and Technology Officer — Comexi

"En Comexi Group ya estamos inmersos en la transformación digital, integrando la Industria 4.0"

"En Comexi Group ya estamos inmersos en la transformación digital, integrando la Industria 4.0"

En esta entrevista hablamos con Jordi Sahun, Chief Innovation and Technology Officer de Comexi, que ha vivido directamente la aplicación de las nuevas estrategias en esta firma.


Cuando hablamos de la digitalización de una empresa, nos referimos a la adopción de un software ERP con más o menos funciones, y cuando nos referimos a la digitalización del diseño, estamos hablando de la adopción de un software CAD. En una empresa dedicada a la fabricación de máquinas es habitual disponer de estos dos tipos de programas, pero cuando una empresa avanza en la transformación digital, se encuentra con la necesidad de integrar sus aplicaciones si quiere aprovechar sinergias y evitar incoherencias y errores derivados de trabajar con bases de datos independientes. En esta entrevista presentamos la experiencia de Comexi en su camino hacia la transformación digital y la adopción de las tecnologías y posibilidades que ofrece el paradigma de la Industria 4.0. La entrevista, además, permite destacar la importancia del Product Lifecycle Management como herramienta de gestión de producto y que, al mismo tiempo, incide en ingeniería, compras, fabricación, verificación, mantenimiento y servicio postventa. En este caso vemos cómo la adopción de un software PLM es clave para la digitalización del repositorio de producto, la integración de datos de CAD y ERP, la mejora en la gestión de cambios y versiones, y en el servicio al cliente.

Comexi es un reconocido proveedor mundial de maquinaria y servicios en la industria del envase flexible. Empresa familiar que inició sus actividades en 1954, ahora es un partner global con 500 empleados y 3 fábricas: una en España, situada cerca de Barcelona, otra en Italia, Piacenza, y la otra en Rio Grande do Sul, en Brasil. Entre sus líneas de productos se incluyen impresoras flexográficas, offset y rotogravado, así como laminadoras, cortadoras, rebobinadoras y equipos de logística y gestión ambiental.

En esta entrevista hablamos con Jordi Sahun, Chief Innovation and Technology Officer de Comexi, ingeniero Industrial por la UPC y MBA por la UdG, que ha vivido directamente la aplicación de las nuevas estrategias de Comexi.

¿Podemos hablar de un cambio estratégico en Comexi?

En el año 2010, después de la gran crisis, Comexi se dedicaba mayoritariamente a la fabricación de máquinas para la impresión flexográfica,  laminación y corte. En esta época, cada máquina que se diseñaba y montaba era prácticamente una máquina especial fabricada teniendo en cuenta las necesidades del cliente.

En el año 2011 Comexi llevó a cabo un amplio análisis estratégico, con el objetivo de crecer y aumentar su cuota de mercado. Como resultado de este complejo análisis, Comexi decidió apostar por la fabricación de productos modulares y personalizables, sobre una base estándar configurable que puede adaptarse a las necesidades específicas de cada cliente.

Además, para llevar a cabo este cambio estratégico se estableció una hoja de ruta, cuyos puntos esenciales eran: Identificar las necesidades del mercado; avanzar en el planteamiento mecatrónico del diseño de las máquinas; estructurar el proceso de diseño adoptando la estrategia del Product Lifecycle Management (PLM); y aplicar una estrategia de Open Innovation. Es decir, integrar tecnologías y partners, conectar sistemas y convertirnos en grandes colaboradores de nuestros clientes.

¿Qué supone para Comexi este cambio de estrategia?

Por un lado, concretar una oferta de producto ha supuesto establecer unos objetivos para dicho producto y, para ello, tuvimos en cuenta nuestro amplio conocimiento del mercado y experiencia con los clientes. Como resultado, algunos de los objetivos propuestos más relevantes fueron, y son actualmente, los siguientes. Para nuestros clientes, poder fabricar un envase de forma más eficiente y con mayor valor añadido, así como disponer de una máquina funcional y sostenible que fuera interactiva, capaz de comunicar y proporcionar información sobre su funcionamiento y mantenimiento. Y, disponer de un diseño estructurado que proporcione flexibilidad para configurar el producto de acuerdo con las necesidades de cada cliente, así como garantizar la trazabilidad de la máquina. Por otra parte, este cambio también ha supuesto la digitalización de nuestros productos, creando un repositorio de información que integra el diseño CAD/CAE/software y el ERP. Al mismo tiempo, también ha supuesto un cambio significativo en la manera de trabajar en el departamento de ingeniería.

¿En qué aspectos ha supuesto un cambio para ingeniería?

Sobre todo ha sido un cambio cultural. Antes de diseñar se tiene que pensar y estructurar muy bien el producto. Tener en cuenta su funcionalidad, configuración y escalabilidad. El software es mucho más relevante porque, por una parte, une las diferentes disciplinas - mecánica, eléctrica, electrónica- y, por otra parte, es la interface con el usuario.

La aplicación del PLM nos ayuda a estructurar el producto, algo esencial para disponer de una máquina configurable. Además, también nos permite gestionar el ciclo de vida de cada máquina y, especialmente, nos proporciona un repositorio digital único y accesible.

Anteriormente, los entornos CAD y ERP eran independientes. Una vez diseñadas las piezas de una máquina, las referencias y los datos eran introducidos manualmente en el ERP. Este proceso podía comportar algunos errores pero, sobre todo, suponía una duplicación de datos en CAD y ERP, con el problema añadido que supone asegurar su coherencia a lo largo del tiempo, a pesar de las modificaciones que pueda sufrir la máquina.

Ahora, cualquier cambio sigue un proceso de change management y se debe introducir vía CAD, lo que garantiza que se han tenido en cuenta las repercusiones que pueda comportar este cambio en el posterior proceso de montaje, y asegura la correspondencia entre los datos del diseño y del ERP.

Así pues, el cambio estratégico se inicia antes de que se empiece a hablar de Industria 4.0

Sí. Cuando se creó la empresa, el diseño y composición de las máquinas eran eminentemente fases mecánicas. A partir de 1995 se introduce la electrónica. Además, con el tiempo, se ha demostrado que cada vez es más importante disponer de un buen servicio de mantenimiento. En un momento dado se empieza a hablar de la Industria 4.0 y vemos que nosotros estamos avanzando en esta dirección.

Actualmente, en ingeniería conviven mecánicos, eléctricos y electrónicos, y nos estamos preparando para la introducción de informáticos. Estos últimos van ganando peso a medida que los servicios van incrementado su importancia en la oferta de Comexi y también porque el uso de Internet y del cloud permite ofrecer más funcionalidades.

¿Cuáles son las principales herramientas software que utiliza Comexi?

Para el MCAD y CAM utilizamos PTC Creo, para ECAD utilizamos See Expert y para el PLM utilizamos PTC Windchill. En el control de máquina nos basamos en Siemens/Bosch y en el ERP trabajamos con SAP.

¿Cómo valora los resultados obtenidos a partir del cambio estratégico?

Se trata de un cambio significativo y los cambios siempre comportan una curva de aprendizaje y un coste específico. Algunos resultados se ven y se empiezan a obtener en un plazo relativamente corto, pero otros requieren plazos más largos para poder efectuar una valoración completa y concreta de los resultados, por ejemplo:

- Se ha reducido el time to market en las máquinas estándar.

- Se han reducido significativamente los cambios en producto desde ingeniería y también los costes de no calidad.

- Se ha conseguido un repositorio de información de producto único, con elementos más estándares. Un hecho que ha supuesto una reducción importante en el número de referencias.

- Se ha facilitado enormemente la configuración de las máquinas para adaptarlas a las necesidades de cada cliente.

- Ahora, el trabajo en Ingeniería es más estructurado, riguroso y disciplinado.

Es importante el esfuerzo de formación y adaptación a la nueva metodología por parte de este departamento, pero estoy seguro de que este esfuerzo, además de ser conveniente y necesario, hará que los resultados a medio y largo plazo serán excelentes. Por otra parte, se utiliza digitalmente la información generada desde Ingeniería en otros departamentos como servicio, montaje o proveedores, existiendo un único repositorio.

Algunos modelos de máquina ya han sido diseñados y producidos aplicando PLM. En este tipo de máquinas, cuando el cliente tiene necesidad de un recambio, puede acceder directamente al diseño de su máquina, con su configuración específica, y señalar el recambio que necesita sin errores ni ambigüedades.

Con la digitalización de nuestros productos, estamos bien preparados para los nuevos retos de la Industria 4.0 y a los negocios de servicios asociados. Finalmente, se debe señalar el significativo crecimiento de la empresa en estos últimos cinco años.

Y ya, en plena vigencia de la Industria 4.0, ¿qué nuevos retos se plantea Comexi?

Los nuevos retos que nos planteamos están focalizados en ayudar al cliente a sacar el máximo provecho de nuestras máquinas utilizando los datos generados y la interconectividad con otras máquinas y sistemas, basado en la tecnología cloud. Nuestro objetivo es avanzar hacia lo que se conoce como el “data-driven”.

Concretamente, en la feria Drupa presentamos el primer módulo del Comexi Cloud. Es el módulo de producción compuesto por tres funciones: Real Time Monitoring, Orders Information, Trends&KPI’s. Ahora mismo estamos en la fase final de validación de betas sites que ya tenemos instaladas en diferentes zonas del mundo, y hemos empezado a integrar más modelos de máquinas y, paralelamente, estamos desarrollando el módulo 2.

Finalmente, ¿qué repercusión tienen estos cambios en las competencias necesarias para su personal?

La introducción de la informática en el mundo industrial está ya cambiando los perfiles más destacados y deseados de las empresas. Y lo hará aún más en el futuro. Full-stack developer, Front-End developer, Back-End developer, Data Chief Officer … son funciones que empiezan a ser ya necesarias en este entorno industrial.

Pero  también lo son y serán las funciones de análisis de datos para abordar el tema de la inteligencia artificial, el machine learning y seguir con la transición de responsabilidad de hombre a máquina.

(Entrevista realizada y escrita por Jordi Ayza, doctor ingeniero industrial por UPC y profesor del Tecnocampus).