Início / Noticias / Infaimon / La Inspección en 3D termina con los defectos en la industria del automóvil

La Inspección en 3D termina con los defectos en la industria del automóvil

Los sistemas convencionales de visión artificial en 2D, utilizados para la inspección en la industria del automóvil, han llegado a un punto límite, en el que es necesario aplicar técnicas de 3D para incrementar la calidad en los procesos productivos.

La Inspección en 3D termina con los defectos en la industria del automóvil

Las aplicaciones de visión artificial en la industria del automóvil no sólo incluyen inspección y ensamblaje sino también trazabilidad y calibración. La industria decidió tener un control del 100% de trazabilidad de sus piezas e inspeccionarlas en su totalidad para evitar defectos a gran escala.

En las líneas de montaje de la industria del automóvil, los sistemas 2D cubren un amplio rango de defectos en piezas complejas. Un método sencillo para conseguir un sistema de visión 3D es posicionar dos cámaras 2D alrededor de un objeto, parado o en movimiento, en la línea de montaje y sincronizarlas consiguiendo imágenes estéreo. Este método funciona bien para generar información de la localización 3D cuando la región de interés es grande y la cámara se encuentra muy cerca del objeto. Es muy efectivo también para objetos estáticos. Debido a la perspectiva visual, este método provoca distorsiones en la medida de profundidad dentro del campo de visión y también puede ser muy costoso si son necesarias muchas cámaras.

Una aplicación en la que ha funcionado con mucho éxito es la inspección de los tubos y tuberías que se ensamblan en un automóvil, por las que circulan el combustible, líquido de frenos, etc. Tradicionalmente los ingenieros utilizan calibraciones manuales e inspección visual para el chequeo. Como cualquier otro sistema de inspección visual, el intenso trabajo, las horas y el costo son altísimos.

AICON 3D desarrolló un sistema de medición de tuberías con cámaras de alta resolución de Allied Vision Technologies. La cámara determina la geometría de los tubos haciendo capturas sincronizadas y creando imágenes paralelas de diferentes ángulos, midiendo los ángulos de las curvas de 5 a 180 grados.

Cámaras inteligentes con sistemas 3D son cada vez más utilizadas en aplicaciones de alta tecnología como en la industria aeroespacial y en algunos casos utilizadas en robots en líneas de montaje de la industria automóvil. Uno de los sensores inteligentes 3D más pequeños es el VC Nano 3D de Vision Components. Con apenas un tamaño de 140x70x35mm, es capaz de grabar imágenes en tiempo real a una velocidad de 400Hz utilizando el método de triangulación 3D.

Más información

/noticias/marcas/164-infaimon