Início / Historias de éxito / Fabricante lácteo reduce el consumo de energía en un 18-21%

Fabricante lácteo reduce el consumo de energía en un 18-21%

EL fabricante Inex ha conseguido un ahorro de energía del 18% en su proceso de refrigeración gracias a la tecnología de accionamiento de Emerson

Fabricante lácteo reduce el consumo de energía en un 18-21%

El fabricante belga Inex de productos lácteos ha logrado un ahorro mínimo de energía del 18% en su proceso de refrigeración como resultado de la adopción de la tecnología de motores de imanes permanentes Dyneo de Control Techniques y Leroy-Somer.

La solución, que también incorpora un accionamiento modular de alta potencia Leroy-Somer Powerdrive, se utiliza en un sistema de refrigeración industrial que enfría la leche tras la pasteurización o la esterilización. 

Inex, que tiene su sede cerca de Gante, está especializada en productos como leche, chocolate con leche, suero de leche, lácteos fermentados, yogur, nata y mantequilla. La compañía, fundada en 1898, fabrica y empaqueta productos frescos y de larga duración para grandes cadenas de distribución, tanto europeas como multinacionales. Actualmente cuenta con unos 440 empleados y sus ventas anuales ascienden a unos 150 millones de euros.

Dado que la refrigeración es un elemento fundamental en el proceso de fabricación, es primordial lograr unos niveles óptimos de funcionamiento y fiabilidad. Dentro de un conjunto de inversiones realizadas recientemente, Inex adquirió cuatro nuevos sistemas de refrigeración industrial basados en compresores de pistones de amoníaco Sabroe SMC 106E. Al mismo tiempo, la compañía había recibido informes favorables acerca de los motores de imanes permanentes y deseaba instalar uno de ellos a modo de prueba. Como resultado de ello se suministraron tres compresores equipados con motores asíncronos de CA estándar Leroy-Somer IE2 (90kW) y uno con un motor de imanes permanentes Leroy-Somer IE4 (105kW) de la gama Dyneo®. 

Los sistemas de refrigeración se utilizan para enfriar agua hasta 1°C, la cual a su vez enfría la leche hasta unos 4°C. La instalación trabaja de forma prácticamente continua, pero con una carga variable. En este tipo de casos salen a la luz las ventajas de los motores de imanes permanentes, ya que su rendimiento se mantiene casi constante con una carga parcial a diferencia de los motores asíncronos convencionales, lo cual permite reducir el consumo de energía.

Para comprobar esta teoría, los expertos de Control Techniques y Leroy-Somer visitaron Inex una vez finalizada la instalación. Entonces descubrieron que el refrigerador que funcionaba con el motor de imanes permanentes Dyneo ofrecía un ahorro de energía significativo.

Mediante el uso de un analizador digital de energía, los expertos en accionamientos y motores llevaron a cabo una serie de medidas de los consumos comparando dos unidades de refrigeración que trabajaban bajo las mismas condiciones. Una de ellas incorporaba un motor de síncrono de imanes LSRPM280SC-T (105kW a 1500 rpm) con un variador Powerdrive de Leroy-Somer, mientras que el otro incorporaba un motor asíncrono estándar LSES280MK-T (90kW a 1487 rpm) junto con un accionamiento de la competencia.

Se constató que gracias al motor de imanes permanentes se lograba un ahorro de energía para diferentes perfiles de carga. Dependiendo de las condiciones de trabajo (el número de pistones, la velocidad, la temperatura de evaporación y la temperatura de condensación) el ahorro de energía obtenido ha sido del 18-21%, incluidas las pérdidas en el accionamiento y el motor.

Más información