Início / Historias de éxito / Tecnología de Siemens en la mayor noria móvil del mundo

Tecnología de Siemens en la mayor noria móvil del mundo

Siemens incorpora tecnología de accionamiento, control y seguridad en la mayor noria móvil del mundo con 80 metros de altura

Tecnología de Siemens en la mayor noria móvil del mundo

Siemens se ha hecho cargo de los  sistemas electrónicos, de accionamiento y automatización de la mayor noria movil del mundo R80XL instalada actualmente en Méjico. Los datos de esta gran notia de acero son impresionantes:  750 toneladas, 80 metros de altura y 74 metros de diámetro, diseñada por Bussink Design y Maurer German Wheels, cuyo desarrollo ha supuesto cinco años de trabajo en el centro de diseño de Múnich donde ha sido construida. Funciona a un ritmo de dos a cuatro veces por hora, trasportando hasta 16 pasajeros en cada una de sus 27 góndolas.

Esta atracción ha sido concebida como una atracción turística temporal que irá viajando de un lugar a otro (solo su construcción y desmontaje requiere de tres a cuatro semanas).

La noria destaca por una avanzada tecnología de seguridad que ha sido su principal prioridad. Para ello, la atracción cuenta con dos sistemas gemelos equipados con generadores de emergencia, que garantizan salir airoso de un posible apagón. Asimismo, la orientación de la propia noria hace que su centro de gravedad siempre tienda hacia el suelo, de manera que los pasajeros podrían llegar a ser evacuados incluso sin electricidad.

La gestión de la seguridad también se lleva a cabo mediante dos controles  S7-300F de Siemens certificados a prueba de fallos, basados en la tecnología de conmutación. Estos controles gestionan tanto los motores como la infraestructura de las góndolas, que incluye su iluminación, aire acondicionado, apertura y cierre de las puertas. Para el manejo de la noria, ésta dispone de ocho motores eléctricos, con ruedas de goma, encargados de hacer girar la estructura.

Mediante un sistema de configuración automática, se puede controlar continuamente la presión que se ejerce sobre la noria. Para ello, cada motor está equipado con un conversor de frecuencia capaz de ajustar de manera óptima la velocidad de rotación, reduciendo, así, el deterioro por uso. Paralelamente, los conversores permiten reutilizar la energía de frenado volcándola de nuevo a la red energética local. Como todos los componentes del sistema de accionamiento se coordinan unos con otros, la noria puede operar optimizando su eficiencia y manteniendo su desgaste en mínimos.

Asimismo, la entrada de los pasajeros también está automatizada. Todas las góndolas proporcionan al operador la información sobre su estado a través de una potente conexión LAN sin cables. Basándose en la venta de entradas, el operador puede saber cuántos pasajeros están esperando para acceder a la atracción. Una vez en ella, el peso de los ocupantes se distribuye por toda la noria de manera inteligente.

Mas info: www.r80xl.com

Más información