Início / Actualidad industrial / Japón fabrica el 52 % de los robots

Japón fabrica el 52 % de los robots

Las importaciones japonesas de robots fueron extremadamente bajas, solo alrededor del 1 % de las instalaciones

Japón fabrica el 52 % de los robots

La capacidad de producción de los proveedores japoneses llegó a 153,000 robots en 2016, el nivel más alto jamás registrado. A día de hoy, los fabricantes de Japón entregan el 52 % del suministro global. Estos son los resultados publicados por la Federación Internacional de Robótica (IFR) antes de la Exposición Internacional de Robots (iREX) en Tokio.

"Japón es un país altamente robotizado donde incluso los robots son ensamblados por robots", dijo Joe Gemma, presidente de la Federación Internacional de Robótica (IFR). "Las estadísticas muestran que la automatización también impulsa fuertemente las exportaciones y las inversiones domésticas: las ventas de robots en Japón aumentaron un 10 por ciento a unas 39,000 unidades en 2016, alcanzando el nivel más alto en los últimos diez años".

Alta tasa de exportación de Japón

Japón exportó un total de casi 115,000 robots industriales en 2016 con un valor de 309 billones de yenes (aproximadamente US $ 2.7 billones). Este es, con mucho, el volumen de exportación más alto de un año. La tasa de exportación aumentó del 72 % al 75 % (2011-2016). América del Norte, China, la República de Corea y Europa fueron los destinos de exportación.

Las importaciones japonesas de robots fueron extremadamente bajas, solo alrededor del 1 % de las instalaciones. Por lo tanto, los proveedores de robots extranjeros no lograron un alto volumen de ventas en Japón. El mercado interno se ha recuperado fuertemente desde la crisis financiera en 2009 y alcanzó 39,000 unidades, el nivel más alto desde 2006 (37,000 unidades).

La industria automovilística y eléctrica / electrónica domina

La industria automovilística es el mercado de destino más grande para robots industriales en Japón con una participación del 36 % del suministro total. Los fabricantes de automóviles compraron 48 % más robots industriales que en 2015 (2016: 5,711 unidades).

Los proveedores de automóviles japoneses lideran la producción de automóviles híbridos y aumentarán las inversiones en tecnologías de conducción automatizadas. El desarrollo de nuevos materiales que reducen el peso y ahorran energía también fomentará las inversiones en la automatización de robots. Sin embargo, la reducción continua de las capacidades de producción en Japón tendrá un impacto en la demanda interna de robots. Las inversiones en el exterior, por otro lado, seguirán aumentando. Las compañías automovilísticas japonesas han expandido sus instalaciones de producción en el extranjero, especialmente en China, así como en otros países asiáticos y en los Estados Unidos y México.

Después del fuerte crecimiento de los robots en la industria eléctrica / electrónica en 2015 (11,659 unidades), se produjo una disminución del 7 % en 2016. Sin embargo, la industria eléctrica / electrónica ha preferido invertir en instalaciones de producción en el extranjero. Además, se pueden esperar inversiones continuas en robots en este sector con la creciente demanda de chips, pantallas, sensores, baterías y otras tecnologías en torno a la movilidad eléctrica y la industria 4.0 (industrias conectadas).

Los dos grupos de clientes más importantes de robots industriales en Japón - automoción y eléctrico / electrónico - tenían conjuntamente, una participación del 64 % del suministro total en 2016. Las ventas de robots a ambos sectores aumentaron en un 8 % en 2016. En todas las otras ramas, en general, el mercado aumentó en un 14 %.

Perspectiva de Japón 2020

En Japón, la economía se beneficia del aumento de la demanda extranjera, especialmente de China, la política monetaria expansiva del Banco de Japón y el yen más débil. Según las estimaciones proporcionadas por la Japanese Robot Association (JARA), el IFR espera un aumento de alrededor del 10 % en 2017 en instalaciones domésticas. Entre 2018 y 2020 es probable un nuevo aumento anual promedio de alrededor del 5 %, siempre que continúe la recuperación económica en Japón.

Más información